Es la doctrina epistemológica desarrollada por el filósofo Emmanuel Kant, que pretende establecer los límites del conocimiento cierto, a través de una investigación sistemática de las condiciones de posibilidad del pensamiento. Kant desarrolló la filosofía crítica en respuesta a los cuestionamientos que la lectura del filósofo empirista David Hume le había provocado; previamente, en la que los historiadores de la filosofía llaman su etapa precrítica, Kant había enseñado la doctrina racionalista de Christian Wolff, un seguidor de Leibniz.